Mantenimiento de Purgadores de Condensado Termodinámico

El funcionamiento seguro de los purgadores de condensado sólo puede garantizarse si su instalación y puesta en marcha se realiza correctamente y sobretodo si el mantenimiento de los purgadores de condensado termodinámicos lo realiza una persona cualificada según las instrucciones de operación.

También es importante que se cumplan con las instrucciones generales de instalación y seguridad de construcción de líneas y plantas de vapor, así como el uso apropiado de herramientas y equipo de seguridad.

Existes distintos tipos de purgadores de vapor para eliminar condensado, en este post nos centraremos en uno de los purgados más utilizados en instalaciones de vapor.

Antes de profundizar sobre las acciones de mantenimiento de los purgadores de condensado termodinámico, veamos algunos puntos de información sobre la seguridad:

Aislamiento: Considerar si el cerrar las válvulas de aislamiento puede poner en riesgo otra parte del sistema o a personal. Los peligros pueden incluir: aislamiento de orificios de venteo,

dispositivos de protección o alarmas. Recomendamos cerrar las válvulas de aislamiento de una forma gradual.

Presión: Antes de efectuar cualquier mantenimiento del purgado de condensado termodinámico  recomendamos aislar (usando válvulas de aislamiento independientes) y dejar que la presión se normalice y dejar enfriar antes de abrir. Esto se puede conseguir fácilmente montando una válvula de despresurización. Por favor, no asumir que el sistema está despresurizado aunque el manómetro de presión indique cero.

Temperatura: Dejar que se normalice la temperatura después de aislar para evitar quemaduras y considerar si se requiere usar algún tipo de protección (por ejemplo gafas protectoras).

Consideraciones sobre la instalación de los purgadores de condensado termodinámicos

  • Comprueba los materiales, valores máximos de presión y temperatura. Si el límite operativo máximo del producto es inferior al del sistema en el que se va a instalar, asegure que se incluye un dispositivo de seguridad en el sistema para evitar una sobrepresión.
  • Establezca la situación correcta de la instalación y la dirección de flujo.
  • Retire las tapas de protección de todas las conexiones.
  • Asegurese de usar las herramientas y el equipo de protección adecuado.
  • Instalar el purgador en una tubería horizontal con la placa de características en la parte superior, precedido de un codo.
  • Se debe instalar válvulas de aislamiento para permitir aislar el purgador de la presión de la línea de suministro y de la línea de retorno.
  • Se debe tener en consideración un método adecuado de comprobar el funcionamiento del purgador. Se puede usar una mirilla. Las mirillas deben colocarse a un mínimo de 1 m (3 ft) aguas abajo de los purgadores. Cuando el purgador descarga a una sistema cerrado de retorno, se deberá montar una válvula de retención aguas abajo para evitar el flujo inverso. Retirar el embalaje y asegurar que la entrada y salida están libres de obstrucciones.
  • Abrir las válvulas de aislamiento lentamente hasta que se alcancen las condiciones normales de trabajo. Comprobar funcionamiento y verificar posibles fugas. Nota: Si el purgador descarga a la atmósfera, deberá ser a un sitio seguro, el fluido de descarga puede estar a una temperatura de 100°C (212°F).
  • Al montar colocar el disco con la cara ranurada en contacto con el asiento del cuerpo.
  • Roscar la tapa lubricando la rosca con Disulfuro de Molibdeno. Apretar la tapa al par de apriete recomendado. Ver Tabla.

Después de la instalación o mantenimiento asegurar que el sistema está totalmente listo para su funcionamiento. Llevar a cabo todas las pruebas en alarmas y dispositivos de seguridad.

El purgador de vapor termodinámico abre y cierra rítmicamente para descargar el condensado a temperatura próxima al vapor saturado y cierra herméticamente entre descargas.

 

Mantenimiento de purgadores de condensado termodinámico

Antes de efectuar cualquier mantenimiento de purgadores de condensado termodinámico se deberá aislar (usando válvulas de aislamiento independientes) y dejar que la presión se normalice y dejar enfriar antes de abrir. Al volver a montar asegurar que las caras de unión están limpias.

Para sustituir el disco:

  • Desenroscar la tapa usando una llave fija. No usar llaves Stillsons o de tipo similar que pueden deformar la tapa.
  • Si las caras de asiento del disco y del cuerpo están sólo ligeramente desgastadas, pueden rectificarse puliéndolas individualmente sobre una superficie plana tal como una placa para probar superficies planas. Un movimiento en figura de ocho y aplicando un poco de compuesto para esmerilar dan los mejores resultados. Si el desgaste es demasiado grande para ser rectificado por simple pulido, las caras de asentamiento del cuerpo pueden ser esmeriladas y pulidas y el disco sustituido por uno nuevo. La cantidad total de matal eliminado no debe ser mayor de 0,25 mm (0,01”).
  • Al montar colocar el disco con la cara ranurada en contacto con el asiento del cuerpo.
  • Roscar la tapa lubricando la rosca con Disulfuro de Molibdeno. Apretar la tapa al par de apriete recomendado (ver Tabla 1).

Mantenimiento de purgadores de condensado termodinámico

 

Si quiere saber más sobre el Mantenimiento de purgadores de condensado termodinámicos suscríbase al Newsletter de Vapor para la industria donde encontrará información actualizada para ingenieros responsables de plantas e instalaciones de vapor.

Mantenimiento de purgadores de condensado termodinámico

By | 2017-08-16T10:25:25+00:00 agosto 8th, 2017|Optimización de sistemas de vapor, recuperación de condensados|